Varios países europeos fabricarán armamento para Ucrania

Varios países europeos fabricarán armamento para Ucrania

Guerra en Europa Ucrania asesta a la aviación rusa su mayor golpe desde la II GM: al menos 7 aviones destruidos en Crimea Guerra en Europa Ucrania lleva su guerra secreta a la Crimea ocupada

En las últimas semanas, cuando se anuncia la llegada de un nuevo armamento a Ucrania, es que lleva varios días en el campo de batalla. El ministro de Defensa ucraniano, Oleksei Reznikov, pidió este jueves, en la conferencia de donantes de Dinamarca, aviones de combate a sus aliados europeos para sostener el pulso bélico de Rusia. Curiosamente, horas antes, un conocido líder prorruso había publicado unas imágenes de lo que parecen ser cazas MiG29 como los que aún posee Ucrania, pero con un esquema de camuflaje gris oscuro similar al usado en sus aparatos por Polonia. ¿Significa eso que la entrega ya ha sido realizada?

Representantes de 26 países se comprometieron este jueves en Copenhague a enviar más de 1.500 millones de euros a Ucrania en concepto de ayuda militar contra Rusia, según anunció al término de la reunión el ministro de Defensa danés, Morten Bødskov, aunque se negó a dar detalles sobre qué tipo de armamento se iba a adquirir. Bødskov aseguró que se trata de compromisos nuevos y que el dinero irá destinado a un fondo creado por el Reino Unido para aumentar la producción de armas para Ucrania.

Uno de los acuerdos más importantes alcanzados en Dinamarca es la fabricación de munición para Ucrania en países del Este de Europa como Polonia, República Checa o Eslovaquia donde pueden trabajar con calibres soviéticos similares a casi todos los usados hoy por Ucrania, si eludimos el material donado por los países occidentales, que usa calibres OTAN.

Desde hace dos meses, Kiev viene avisando de la escasez de municiones de calibres soviéticos, y del peligro de quedarse sin ellas, lo que haría colapsar al ejército ucraniano en todos los frentes. Si esa producción se relanza en los países de Europa del Este, Kiev podrá seguir resistiendo el rodillo artillero de los invasores rusos.

Varios países como Dinamarca, Suecia, Finlandia, Noruega, Holanda y Canadá enviarán también soldados al Reino Unido para ayudar en la formación de tropas ucranianas en suelo británico. Islandia liderará además un grupo de trabajo para ayudar a Ucrania con el desminado de su territorio, otra de las obsesiones del ministro Oleksei Reznikov por el gran número de minas dejadas en pueblos y ciudades por las tropas de la Z.

Reznikov se mostró «satisfecho» por las «claras iniciativas y compromisos» acordados en la conferencia. Paralelamente, el presidente ucraniano Volodimir Zelenski, alertó de que «nadie podrá detener la radiación» en caso de que se produzca un desastre nuclear en la central de Zaporiyia en el marco de la invasión rusa de Ucrania, pero ha recalcado que los aliados «juntos» pueden detener a Rusia.

«Estamos convencidos de que la trayectoria de los misiles de crucero rusos no pasa accidentalmente sobre las centrales nucleares ucranianas. Estas son todas manifestaciones del terrorismo nuclear de Rusia», aseveró durante su intervención en la conferencia. Así, calificó a Rusia de «Estado terrorista que tiene como rehenes plantas nucleares» y que está «chantajeando a todo el mundo con posibles desastres«, tal y como recoge un comunicado. «Rusia podría provocar el mayor accidente nuclear de la historia con la planta de Zaporiyia», según informa Efe.

Por su parte, el secretario general de Naciones Unidas, António Guterres, pidió este jueves a las fuerzas rusas y ucranianas retirarse cuanto antes de la central nuclear de Zaporiyia y evitar el despliegue de efectivos o equipamiento militar en las inmediaciones para garantizar la seguridad y evitar posibles catástrofes nucleares en el marco de la invasión rusa de Ucrania.

«Las instalaciones no deben ser utilizadas como parte de operaciones militares, por lo que hago un llamamiento a las partes para que alcancen un acuerdo urgente a nivel técnico para asegurar el perímetro y establecer la desmilitarización de la zona», señaló en un comunicado.

Asimismo, señaló que Naciones Unidas sigue ofreciendo su «total apoyo» al trabajo del Organismo Internacional de Energía Atómica (OIEA) para garantizar la seguridad de las operaciones realizadas en la planta, por lo que instó a las partes a facilitar acceso «inmediato y seguro» a la misión del organismo, informa Europa Press.